30 julio 2008

Zarate "El Palomar" 2005...excelente

de momento es la más grata sorpresa de este verano sin duda alguna. En alguna ocasión he comentado algún vino de esta bodega de la DO Rias Baixas, en concreto su Zarate 2006 y su Zarate Tras da Viña 2004. El otro día tuve la oportunidad de probar este vino, por una casualidad ya que buscaba el Tras da Viña y al no ser posible optamos por este Zarate "El Palomar" 2005. Gracias José Luis.
Foto obtenida de Sobre Vino en Flickr


Se trata de un vino elaborado con 100% albariño, con 13,5 % y de baja producción, procedente de un pago de 0,5Ha y del que se elaboran 2500 botellas y con fermentación y crianza de 10 meses en una cuba de 2500 litros, de roble francés.

Debo confesar que es el primer albariño en el que la madera me sorprende gratamente y hace caer aquella afirmación mía tan rotunda de la mala "relación" entre la madera y la uva albariño. Ya tengo una excepción, pero de momento sólo una.

Como digo en el titulo del post, se trata de un albariño excelente, de lo mejor que he probado hasta ahora, que me fascinó y para mí queda en mi particular top five de la denominación, a la altura, sin género de dudas, de por ejemplo el Cepas Vellas Do Ferreiro, incluso creo que esa botella del Palomar me ha calado más que la última del Cepas Vellas, con esto creo que lo digo todo.

Debo buscar otra botella y catarla en casa con tiempo, con calma, observando la evolución que debe tener con las horas y que no tuve tiempo, ni era el momento, de analizar.

Os dejo las pocas notas que pude tomar:

en copa presenta color dorado de cierta intensidad, untuoso y denso.

En nariz nos deleita con cremosidad, vainilla, con cítricos, con hueso de fruta, con ligeros aromas a melocotón, y con fruta blanca de forma elegante.

En boca es sedoso, elegante, muy largo, de nuevo surge la fruta blanca y el hueso de fruta. Afloran los recuerdos a vainilla, la cremosidad y ligeros tostados. La madera a estas alturas está increiblemente integrada.


Excelente, recomendable sin género de dudas. En fin, es un vinazo con todas las letras, de altísimo nivel y que de momento es uno de los vinos a incluir en el resumen de este año llegado el momento. Este Palomar está a fecha de hoy, en un gran momento de consumo, así que quién tenga alguna botella que la mime y que la disfrute. Nosotros, con recomendación de José Luis, la decantamos pero también os digo que fué abierta al momento, no tuvo tiempo de apertura y le sentó muy bien, así que yo para la próxima optaré por la misma secuencia, la abriré unos minutos antes y la decantaré controlando la temperatura del decantador y a continuación la disfrutaré de nuevo.

27 julio 2008

Viña Regueiral 2007

Voy a permitirme una licencia, y os adelanto que es por el motivo de comentar este Viña do Regueiral 2007. Las personas que siguen este blog, saben de mi sinceridad e imparcialidad (eso al menos trato de transmitir) en cada comentario y en cada vino catado, así como mi vinculación con este vino de la DO Ribeira Sacra, en concreto de la subzona de Amandi. Una vinculación en ningún caso económica ni partidista, simplemente sentimental, que no es poco, y para entenderlo queda aquí un ejemplo: La mencía de Doña Orosia, Iberoamerica en cata 11
He sido en los momentos que debía serlo el más crítico con él, pero debo reconocer que en las últimas añadas está a un muy buen nivel, de lo que debe ser una mencía gallega, por lo menos como yo la entiendo.
Para mí la mencía de esta zona no debe ser sinómino de grandes matices de frutas maduras o de vainillas o tostados provenientes de la madera. Todo lo contrario. Debe ser un vino fresco, bebible, y con matices de fruta roja y varietales, claros, definidos, sin madera y eso sí, sin complicaciones.
Sé que puede ser criticable que hable aquí de él, aunque solo sea por esa vinculación que he comentado pero esta añada del 2007, ha vuelto ha engancharme a mis recuerdos y al vino que tenía en mi memoria, después de cierto tiempo.
Sabeis de mi poca inclinación por las guías, pero tanto en la añada del 2006 como en la del 2007, la guía Peñín ha reconocido este "nuestro" vino, lo cuál dice bastante y puede no decir nada.
Como muchas veces le digo a Juan: "podría ser un vino de autor, ¿por qué no?, sólo 5000 botellas, mucha gente presume de eso. Cepas viejas, ahora resulta que todo el mundo presume de ello, y estas están ahí desde que tenemos memoria y ni lo indica la etiqueta, y... cuantas cosas más".
Juan tenemos que estudiar marketing , le digo.....y nos reimos, por no llorar, claro está.
Escribo de este vino, porque me apetece y porque no lo encontrareis facilmente, todo lo contrario, con lo que toda campaña, digamos, publicitaria queda perdonada y fuera de cualquier suspicacia.
Bueno, me centro en él y os dejo mis sensaciones:
En copa presenta color cereza muy vivo, con borde fresa-frambuesa. Lágrima media-baja.
En nariz es fresco, con claras notas de fruta roja en concreto cerezas y frambuesa. Es gomoso, es decir ligera regaliz y toque de golosinas, cierta cremosidad de fondo y ligerisimo cacao. Muy varietal.
En boca los taninos son muy ligeros, de nuevo frescura, es largo y surgen de nuevo las notas de fruta roja fresca. Varietal. Ligeramente especiado con un fondo vegetal. Sin complicaciones.
¿Si lo recomiendo? pues claro, pero siempre dentro de esos matices sencillos pero interesantes que nos ofrece la mencía gallega lejos, en mi opinión, de la mencía por ejemplo del Bierzo, también interesantísima pero muy distinta, por el terruño, por el clima y por su mejor adaptación al uso de madera que la gallega.

25 julio 2008

Vilosell 2006, grata sorpresa

La semana pasada, volví a pasarme por Vinus&Brindis de Vigo, ya que necesitaba comprar algún vino ya que me dí cuenta que en mi vinoteca la mayoría de las botellas que tengo son para guardar o no están aún en el momento oportuno de apertura.
Además de traerme (logicamente esta es para guardar) un Puntido 2005 adquirí un par de recomendaciones que me hicieron en Vinus&Brindis. Por un lado este Vilosell 2006, por otro un Brunus 2006 y para maridar las lampreas de mañana: un prometedor Semelé un Ribera de Montebaco, de este último hablé en su día Montebaco en Roco&Wines, que cumple lo que buscaba para la comida de mañana ya que tenía que comprar 3 botellas: precio interesante y presumible buena calidad, ya os contaré.


Lo primero que debo decir de este Costers del Segre, de Vilosell 2006, es que ha sido una gratísima sorpresa, se trata de un muy buen vino que además adquirí por aproximadamente 11€. Lo que después de las sensaciones aportadas lo convierte en una más que interesante compra de gran RCP.
El primer punto a destacar es el coupage formado por tempranillo, cabernet sauvignon, garnacha, merlot y syrah. Aunque predomina sobre un 50%-60% la tempranillo.
Pues veamos que sensaciones dejó este Vilosell:

En copa presenta cereza oscuro con borde vivo con cierta intensidad.
En nariz presenta frescura que intuyo que proviene de la cabernet, fruta roja, se muestra especiado, ligero cacao de fondo, ligeros matices de madera y tostados cremosos de la madera, balsámicos, así mismo presenta vainilla final y matices de galleta que lo le otorga cierta cremosidad. La nariz es buena y de cierta intensidad.
En boca la fruta se muestra más madura que en nariz, es largo, especiado, con ligerisima calidez final. Los taninos son sabrosos y largos. Llena la boca, resulta muy disfrutable. Aporta todos los matices entre los 15-16ºC. Posee buena estructura y buen equilibrio del ensamblaje.
El resumen sería que se trata de un vino interesante, de calidad y a un precio creo que más que razonable.
Como podeis ver en la siguiente foto, el etiquetaje se presenta en Braille, algo que poco a poco comenzamos a encontrarnos más en el mundo del vino.
Por cierto presenta crianza de 9 meses en barrica.

20 julio 2008

Blas Muñoz 2006

El pasado martes, en una nueva cata virtual de Verema, pudimos probar este chardonnay de La Mancha, elaborado por Viñedos y Bodegas Muñoz en Noblejas, provincia de Toledo: Blas Muñoz 2006.
Se trata de un monovarietal y con fermentación en barrica de Roble 80% americano y 20% francés, junto con una crianza de 6 meses en sus propias lías.
Como siempre este tipo de catas resultan dinámicas, divertidas y presentan mucha agilidad. Uno de los comentarios que más se presentó fué la comparación de este chardonnay con los del nuevo mundo. Particularmente, si que creo que es un vino más cercano a esos chardonnays que a los clásicos del viejo mundo.
En copa presenta amarillo intenso, cercano a dorado con cierta untuosidad, densidad. Irisaciones verdosas.Bonito color.
En nariz es floral, claras notas de ahumados,asi como cremosos de los tostados de la madera. Intensidad, ligeros matices de infusion, asi como mantequilla y nata. La fruta blanca surge de forma leve, en concreto piña madura. Frescura y fondo leve de anis.
En boca es untuoso, largo, cremosidad de nuevo, almendra de nuevo. Ligeramente dulce, interesante, elegante, con un cierto amargor final. Interesante vino, muy recomendable.


Probablemente, la única crítica que podemos hacer a este vino, surge de la presencia de madera que aunque no es excesiva, en mi opinión, si puede resultar algo elevada para muchas personas.
En conjunto se trata de un interesante vino para estas fechas, bien elaborado y con la crianza ensamblada, sin resultar un blanco forzado por una crianza innecesaria.
El precio ronda los 10-11€, para mí resulta un precio interesante que permite adentrarse a probar este chardonnay manchego, y ver hasta donde puede llegar esta variedad en esta zona.

16 julio 2008

Bágoa do Miño, vino de lágrima

a pesar de cruzarse muchos albariños en mi camino son pocos los elaborados como vinos de lágrima. Que yo recuerde ultimamente sólo me he enfrentado a este Bágoa do Miño 2007 y no hace muchos meses al estupendo Vendetta.
Los vinos de lágrima son aquellos que se obtienen sin tratamiento mecánico de la uva. En este caso podeis leer la ficha técnica que publica la bodega: Ficha Bágoa do Miño.
El nombre, para los no gallegos, juega con la palabra lágrima que precisamente en gallego es bágoa.
La bodega elaboradora, As Laxas, se ha caracterizado en los últimos años por presentar vinos de alta calidad a precios muy interesantes, sus vinos son ejemplo de gran RCP. En los últimos años he tenido la oportunidad de probar múltiples añadas de su vino más conocido, As Laxas y siempre ha estado a un buen nivel. Por desgracia, este Bágoa no había caido en mis manos hasta hace pocos días.
Es un vino que me ha gustado, muy interesante y recomendable, su precio ronda los 12-13€. Las comparaciones son odiosas, pero si hacemos referencia al Vendetta, este último, está por encima del Bágoa, pero ello no le quita méritos al vino de As Laxas. Es que en su momento las sensaciones que me dejó el Vendetta fueron excelentes.
La nota de cata de este Bágoa do Miño 2007 sería la siguiente:
En copa presenta color amarillo pajizo con irisaciones verdosas y cierta untuosidad.
En nariz nos deleita con mucha fruta blanca y notas de melocotón acompañadas de frescura y matices de pasteleria.
En boca se muestra sedoso, de nuevo presenta cierta untuosidad, es largo, surge de nuevo la fruta blanca y la frescura. Aparecen también aromas de cítricos. Posee personalidad.

13 julio 2008

Caracter atlántico francés vs caracter mediterráneo español

En esta época estival, y a pesar de que un servidor aún no está de vacaciones (aún falta para eso), cuesta un poco más escribir en el blog y mantenerlo actualizado como siempre. A pesar de seguir con la rutina del trabajo, en mi caso rutina tengo poca y debería decir más bien con la vorágine del día a día, cuesta más probar vinos que poder traer al blog, será por el calor, no sé.
En fin, lo último sobre lo que escribir, se trata de dos vinos que abrimos el otro día en casa de Jorge, dos tintos: un tinto francés que hace unos meses me trajo Jorge de Francia (junto con un Chateauneuf du pape del que hablaré en cuanto lo pruebe) más un vino mediterráneo español que llevé para contraponerlo al primero.
El francés era un Chateau Haut-Beausejour 2004, un Burdeos, concretamente de Saint-Estephe. Por su parte el español, el mediterráneo, era un Ad Gaude 2003 que hace ya bastante tiempo reposaba en la vinoteca.
El Burdeos, la verdad, es que no nos sorprendió gratamente, se mostró con mucha madera y con ciertas notas de alcohol, en concreto en copa presentó picota de capa alta con borde granate. En nariz notas de fruta roja, tostados, ahumados y presencia de madera, para mí elevada. En boca los taninos ya estaban pulidos, era largo, de nuevo la madera, notas de alcohol y cierto amargor final.

Así que no estuvo a la altura del gran detalle que tuvieron Jorge y Sophie al traerme estas botellas, que es lo importante. Veremos el Chateauneuf , ¿verdad?.
El Ad Gaude 2003, se me ocurrió llevarlo para contraponer estas dos elaboraciones,digamos tan distintas, y por que me imaginaba que podría ser que no hubieran probado un vino a base de monastrell. En concreto su coupage es de 70% de monastrell, 15% de petit-verdot y 15% de syrah.
En copa presentó capa alta, muy alta y borde cereza oscuro. En nariz muestra fruta madura, es cremoso, con notas lácteas, vainilla y tostados cremosos. En boca posee taninos pulidos y cremosos, es largo, denso, ligeramente cálido y con cierta potencia. De nuevo la fruta madura surge en boca.
Particularmente a mí me gustó mucho, es un buen ejemplo de monastrell, por ejemplo a Sophie le pareció demasiado potente y cálido, es lo que tiene la monastrell la primera vez que la pruebas. También es cierto que posee sus 14,5% de graduación.
Es un vino que, en esa añada, estaba calificado como vino de mesa y su precio rondaba los 20€, ambos factores unidos creo que son un handicap desde el punto de vista comercial.
Lo mejor, las horas de velada que pasamos alrededor de las copas y la interesantísima conversación que surgió.
Habrá más, proximamente, pasado el verano nos espera otra velada, otra inauguración pero esto es otra historia.

08 julio 2008

Finca Terrerazo 2004

Después de, digamos pequeña decepción, que supuso el Regajal Selección Especial sobre todo dadas las expectativas que tenía en él, decidí abrir para terminar ese fin de semana y en contraposición al Regajal, este Finca Terrerazo 2004. Es un vino de la Tierra El Terrerazo, elaborado por Bodega Mustiguillo en Valencia.
Es un vino elaborado con la recuperada bobal, más cabernet sauvignon y tempranillo, según la información que poseo, tiene una crianza de 15 meses en barrica de roble francés.
Igual que ocurrió con El Regajal, las informaciones que me habian llegado de este vino eran muy positivas y hace ya muchos meses que reposaba en la vinoteca a la espera de ser abierto.
En esta ocasión, las expectativas si se cumplieron: se trata de un estupendo vino y un buen ejemplo de lo que puede ofrecernos la bobal.
En copa se muestra picota de capa alta con borde granate, intenso, vivo. Densidad.
En nariz nos ofrece fruta negra madura, cierta frescura, cacao, madera en concreto tostados, un ligero fondo de cueros, notas de violetas, ligera cremosidad, cierta presencia de lácteos y notas vegetales. Al principio la nariz se muestra algo cerrada y agradece la evolución temporal.
En boca los taninos son buenos y equilibrados, ya ciertamente pulidos, se muestra a la vez algo fresco y graso, con cierta corpulencia pero comedida. El alcohol, se trata de un vino de 14,5%, está integrado, la madera encontrada en nariz se muestra de forma ligera. Además presenta ciertos matices especiados, sobre todo en el paso final. Todo ello bajo un manto de cremosidad ligera. En boca como resumen, se muestra menos potente que lo que podría esperarse antes de acometer la cata.

Es un vino que ronda los 20-22€, creo que no es excesivo pero sí algo alto. Pero es un vino que particularmente me ha gustado, interesante y muy mediterráneo.

04 julio 2008

Barzen Edition Alte Reben 2005

Antes de colgar la nota de cata del otro vino que un dia después y a proposito abrí para comparar con el Regajal, objeto del último post, debo hablar de cierto vino blanco.
En la entrada de grato recuerdo, Campeones , comentaba que disfruté la final de la Eurocopa terminando una botella de riesling que la noche anterior habiamos abierto y que nos había gustado mucho, aunque Carol insistia que le gustó más el Auslese 2003, la verdad que ella necesita esos matices más dulces.
Pues el riesling en cuestión era precisamente este Barzen Edition Alte Reben 2005 Auslese Trocken.
Se trata de un riesling procedente de cepas viejas, es un Auslese seco. El viñedo, ubicado en el Mosel tiene una edad superior a 100 años y su vendimia es tardía. Posee una graduación de 13,5%.
Se trata como todos los vinos de Barzen que he tenido oportunidad de probar hasta ahora, de vinos para compartir y disfrutar lentamente, controlando la temperatura, dejando pasar las horas y acompañados de bolleria o de foie.
Se trata de un vino que presenta en un color amarillo de ligera intensidad.
En nariz muestra frescura, fruta blanca, aparecen notas ligeras de pomelo y melocotón. Se muestra muy floral, con nariz intensa, y citricos en concreto lima y limón. Algo de dulzura, ligerisimo hidrocarburo e incluso sensación muy de fondo de pasificación.
En boca de nuevo es fresco, surge otra vez la fruta blanca, posee ligero dulzor, citricos y se muestra herbáceo.


Es un vino muy interesante, rico, largo y muy disfrutable. Me ha gustado.

01 julio 2008

El Regajal Selección Especial 2005

A pesar de que en el anterior post comenté algo sobre un vino alemán, dejaremos dicho comentario apra dentro de unos días y hoy hablaré de un vino que abrí el pasado fin de semana del dia 20-21 de Junio, El Regajal Selección Especial 2005.
Hacía tiempo que quería probar este vino y hace ya unos meses que lo adquirí en una visita a la vinoteca Baco en Vigo, en la calle Otero Pedrayo, y donde aquel día compré algunas cosas muy interesantes y otras quedaron en el tintero para otra ocasión ya que vi algunos vinos dificiles de encontrar por estos lares.
Es un vino que ya en el momento de la compra, entre la información y el coupage que poseía, se atisba la necesidad que posee de botella. Después de algunos meses de guarda y sabiendo que probablemente aún era pronto para probarlo, decidí abrirlo ante tanta información positiva que recibía sobre este vino.
Está elaborado con uvas tempranillo (45 %), cabernet sauvignon (25%), syrah (20%) y merlot (10%) bajo la DO Vinos de Madrid.
El vino hace referencia a El Regajal que es una reserva natural ubicada en Aranjuez, Madrid, con gran peso faunístico y en concreto posee una gran reserva de mariposas, de ahí la etiqueta de este vino que representa una mariposa que parece realizada, diría yo, con vino. Podeis ver más detalles sobre esta reserva en el anterior link.


Lo abro con cierta antelación, no mucha, exactamente media hora, y dejo que entre copas avancen las horas para que se abra.
En copa presenta color cereza oscuro con borde cardenalicio y con lágrima media-alta.
En nariz nos ofrece notas de fruta negra, se muestra especiado y con cierta cremosidad, notas de pimiento provenientes de la cabernet, ligera vainilla y violetas. El fondo es vegetal así como con atisbos de nuez.
En boca se muestra corpulento, calido, con taninos presentes pero ya algo pulidos, de nuevo especiado, es largo. Surge de nuevo la fruta y la cremosidad, posee un cierto toque amargo, ligera presencia de madera y el alcohol (15%) está integrado.


Es un vino que necesita mucha oxigenación y decantación, donde la corpulencia y calidez se convierten en cierta dureza a la hora de beberlo, ello me lleva a conservar la mayor parte del vino para el día siguiente. Mejora a las 12-14h cerrado con vacuvim y con buen control de temperatura.
El resumen sería que es un vino con una buena base pero particularmente, lo encuentro algo duro y dificil de beber. Las copas se hacen un poco largas pero ello no quita para, como ya he dicho en muchas ocasiones en este blog, demostrar que en esta denominación se están haciendo muy bien las cosas.