28 febrero 2009

Domaine Leon Barral 2005

Domaine Leon Barral pertenece a la Appellation Faugeres Controlee, dentro de la región de Languedoc-Rousillon, situada en la vertiente mediterránea de Francia, con el foco urbano próximo de Montpellier. Por tanto estamos a priori ante un vino de claro caracter mediterráneo. El siguiente mapa refleja de forma clarificadora dicha zona:

Fuente: Wikipedia

Dicha zona de Languedoc-Rousillon es una amalgama de zonas vinicolas, como queda reflejado en la anterior figura, entre las que podemos citar como las más representativas las siguientes: Faugeres, Coteaux du Languedoc, AOC Corbieres, AOC Minervois y Saint-Chinian. También es amplio y variado el espectro de variedades presentes desde la merlot a la monastrell pasando por la cabernet sauvignon, la chardonnay (la mayoritaria entre las variedades blancas), la garnacha, la syrah, la cariñena y la viognier entre otras.
En el caso de este Domaine Leon Barral 2005, creo que está elaborado con syrah y probablemente cariñena y puede que con un aporte de garnacha pero aquí juega más la intuición.

En copa se presenta con color cereza con borde muy matizado que según avanzamos hacia el exterior se va potenciando más dicha matización. No posee viveza.

En nariz resulta muy especiado y mineral. Acompañado de aromas tostados, fruta roja, cueros y ligeros balsámicos. Notas alcohólicas pero no excesivas.

En boca los taninos están pulidos, el final resulta especiado incluso con un toque picante, existen de nuevo los tostados suaves, la fruta roja de nuevo presente y de forma ligera. Necesita tiempo de aireación, es fácil de beber, sin complicaciones ni estridencias.

Su precio es de 12€, que está acorde con el nivel exhibido por este vino. Le falta probablemente un toque de personalidad y un grado de complicación.

2 comentarios:

La Guarda de Navarra dijo...

Personalidad y complicación debieran ser obligatorios en vinos de 12€.
¿Por que entonces que estamos pagando?
Saludos, Carlos.

Carlos Rodriguez dijo...

Hola Guarda, pues sí que menos, aunque digo que le falta algo de .. tampoco estaba tan mal pero sí que le faltaba algo para acordarme de él dentro de un tiempo.
Saludos
Carlos