31 mayo 2013

Grupo de cata, Zarate, O Pazo

En este blog siempre procuro en mayor o menor medida transmitir las catas que lleva a cabo nuestro grupo desde hace ya bastante tiempo. Uno de los objetivos además de poder hacer un recorrido por el todo el mundo vinícola de una forma amena y maridada es a base de una aportación, llegado el momento, realizar una actividad ligada al mundo del vino todos juntos.

En esta primera ocasión decidimos el siguiente plan: visitar Bodegas Zarate de la mano de Eulogio Pomares y su mujer. Una gratísima visita, donde pudimos dar fe de la pasión, el buenhacer basado en la no intromisión o mínima posible apoyada en un gran trabajo en viña que luego se reflejará en sus vinos y todo ello sobre los pilares que ofrece tener desde el siglo XVIII la propiedad familiar.


Una agradable visita a los viñedos, donde resulta interesantísimo escuchar a Eulogio a pie de cepa y aprender, que de eso se trata. La posterior cata de Zarate 05, Palomar 09, Palomar 05, Tras da Viña 09, Balado 11 y su tinto de Espadeiro 11 fue un estupendo punto y seguido a la jornada. No entraré en detalles mas bien en sensaciones. Zarate 05 es el reflejo de lo bien que le sientan a los buenos albariños los años, un vino en nariz con notas de piel de naranja, herbáceo, cítrico, con fruta blanca, almibar, intensidad, profundidad acompañada en boca de frescura, acidez, intensidad, salinidad, volumen, fruta... Y no queria entrar en detalles!! Pero estoy haciendo memoria junto con las notas y no puedo resistirme.

Por su parte, el otro vino que mas me llenó, fue El Palomar 05, con una presencia en copa espectacular, con una nariz plagada de fruta, intensidad, tostados e incluso notas lácteas y con boca fresca, con volumen, la llena, con mineralidad , con tostados ligeros, con acidez, largo y con cuerda para rato.

En la añada 09, El Palomar se muestra en nariz con mas tostados, con notas de sésamo, cítrico, almíbar, intensidad y buena fruta. En boca es largo, con acidez, citrico, graso, fresco y con mucho recorrido por delante.

Tras da Viña 09 se muestra mas accesible que el anterior, con notas igualmente intensas, mas florales y herbáceas, mas mineral e incluso ahumado. En boca es igualmente largo, fresco, cítrico, frutal, con acidez e intensidad. Por su parte Balado 11 es aún pronto, en mi opinión para que se quiera mostrar en todo su potencial, que lo hay pero a fecha de hoy está en ello. Sigue la linea general, el patrón de todos ellos pero necesita abrirse, posee balsámicos, mentolados, notas de laurel y en boca es menos largo, pero aporta frescura y fruta blanca. Para guardarlo y disfrutarlo en unos años.

Quedaba el tinto, Espadeiro 11, como diría yo, un vino auténtico, especial pero no para todos los públicos. Es un tipo de vino de los que me seducen, que muestran su origen y en eso radica lo fundamental de todo esto. Una nariz fresca, profunda, intensa pero sutil, elegante, con notas de eucalipto seco, pimienta y balsámicos. En boca de nuevo sutileza, ligero, especiado, con acidez, eucalipto..un vino singular.

De Zárate directos a Asador O Pazo, en Padrón, un templo del auténtico buey gallego entre otras muchas cosas. Un restaurante dirigido por Manuel, excelente profesional, que de la combinación de materia prima excepcional, gran bodega y servicio detallista hace que la suma convierta su local en uno de mis preferidos en Galicia.

Aquí pudimos disfrutar de un excelente Palo Cortado 34 del equipo navazos, para seguir después con Kerpen Spatlese 1992, Arlaud Gevrey-Chambertin 2007, L'Ermita 2002, Reflet D'Antan y Huet Clos du Bourg Moelleux 2009. A todos estos excelentes vinos, destacaría lo joven que se encontraba el Kerpen, lo pulido y mejorado que encontré el Arlaud, lo animal, salvaje de esta añada de L'Ermita, el champagne de Bereche et Fils es sencillamente espectacular y el Clos du Bourg es un gran vino dulce. A estos vinos los acompañas de un excelente jamón para el Palo Cortado, una cecina estupenda para Kerpen, magnífica ternera suprema y carne de cachena ( vaca autóctona gallega de amplia cornamenta ) para Arlaud y L'Ermita y buey gallego auténtico para el champagne, no digo más. Excelente plan y casi sin salir de casa.







14 mayo 2013

Cortijo Los Aguilares Pinot Noir 2009

Elaborar pinot noir en España, y en mi opinión, de entrada es poner el listón muy alto. Me explico: elaborar un vino a partir de una de las variedades de mayor excelencia y con grandisimos ejemplos entre sus filas, es poner el listón alto, ser ambicioso y por qué no decirlo creer en tus posibilidades y tu trabajo. Si a todo ello sumas hacerlo mucho más al sur y ser un proyecto de nueva generación da como resultado cuando menos para mí, interés, curiosidad. Las buenas críticas leidas en los últimos años hacía de los vinos de Cortijo de Los Aguilares, vinos que buscar y probar. Así que hace unos meses adquirí varios de ellos: Los Aguilares tinto, Pago El Espino y este Pinot Noir en su añada 2009.


Es un vino sorprende, gratamente, con una nariz muy interesante, fresca, con intensidad y profundidad, con fruta roja escarchada, se muestra floral, con tostados ligeros, grafito y cierta elegancia. En boca se muestra pulido, sabroso, largo con final especiado y de nuevo la fruta pero peca de cierta calidez, alcohol. Necesita tiempo, control de temperatura serio y mejora al dia siguiente puliendo las aristas aportadas por el alcohol, insisto que no son ni mucho menos discordantes pero si tuvieran menos presencia estariamos ante un pinot a un gran nivel. De todas formas me ha sorprendido encontrar un ejemplo como este en España.

Lo adquirí por aproximadamente 26-27€ lo que lo sitúa en un rango de precio en el cuál tiene dura competencia por los originales pinot noir de Borgoña, donde existen básicos y villages por ese precio de una calidad excelente. Resumiendo, muy buen vino, con gran nariz, buenas maneras en boca, pena de esa calidez y creo que penaliza algo el precio.

01 mayo 2013

Godello 2011, José Aristegui

De nuevo a vueltas con un vino gallego y otra vez de gran nivel. Algunos me pueden tachar de, si me permiten inventarme el término, provinícolagallego pero nada más lejos de la realidad. Busco elaboraciones que posean identidad, reflejen su origen, su clima, su esencia... vinos que posean alma, que sean como las personas: que no hay dos iguales y aún siendo del mismo lugar y edad cada uno está tallado por su educación, su familia, su entorno y sus circunstancias, por la vida misma. Si a ello sumamos que tengo la suerte de ser y vivir en una zona vinícola de enorme potencial y de excelentes vinos, se puede pensar equivocadamente en aquel término.


Vuelvo a cruzarme con un vino de Aristegui, después de probar Traste y en esta ocasión me ha seducido su godello 2011. A pesar de ser una variedad con mucha presencia en la región, en mi opinión no hay tantos ejemplos que destaquen sobremanera, en este caso sí.
Es un vino que posee una nariz con intensidad, con muy buena fruta, mineralidad, pomelo, melocotón, herbáceo, franco y muy limpio, profundo. En boca posee cierta untuosidad, es muy largo, mineral de nuevo, florece otra vez el pomelo acompañado de cítricos, redondo y sabroso. Un vino de gran nivel, para mí hasta la fecha el godello del año. Y todo ello por poco más de 8€, sí ... habéis leído bien, excelente rcp.